martes, 4 de diciembre de 2012

Ains...

Hay veces que por más que intentes que las cosas vayan bien... 
no hay manera.
Te quitas de en medio 
para que no te salpique la mierda y, 
aún así, 
pringas.
Una y otra vez la misma historia. 
Malas palabras.
Malos gestos.
Cosas malas, en general, que hacen que no puedas.


Entra unas cosas y otras... 
vaya añito.

Que termine ya 2012, por favor.

No hay comentarios:

Publicar un comentario